Filtrar por

Marca

Marca

Precio

Precio

  • 65,00 € - 120,00 €

Comercial Camara

Mesas de jardín

Consigue la mesa ideal para tu jardín de entre los diferentes modelos que ofertamos, con variedad de materiales y opciones. Nos amoldamos a tus gustos y a lo que estás buscando para ofrecerte aquello que se ajuste a ti.

Mesas para comidas y celebraciones, mesitas auxiliares para tus momentos de relax, e incluso mesas con nevera perfectas para verano. Si no te convence, siempre puedes ver nuestros conjuntos de muebles para terraza que aportan un estilo unido a tu espacio.

Leer mas...

Subcategorías

Filtros activos

MESA AUXILIAR CON NEVERA ICE CUBE

MESA AUXILIAR CON NEVERA...

COF-23046071
Precio 59,00  2100-01-01 https://schema.org/InStock
MESA AUX NEVERA RATAN MARRON - SUMINISTROS CAMARA

MESA AUX NEVERA RATAN MARRON

COF-23046181
Precio 70,05  2100-01-01 https://schema.org/InStock
MESA JARDIN RATTAN ELEGANTE - SUMINISTROS CAMARA

MESA JARDIN RATAN ELEGANCE

COF-23046084
Precio base 115 Precio 109,58  2100-01-01 https://schema.org/InStock
  • -5%
MESA RESINA ANTRACITA SUMATRA

MESA RESINA ANTRACITA SUMATRA

COF-23046255
Precio 65,95  2100-01-01 https://schema.org/InStock
MESA JARDIN RESINA GRAFITO - SUMINISTROS CAMARA

MESA JARDIN RESINA GRAFITO

COF-23046224
Precio 120,00  2100-01-01 https://schema.org/InStock
MESA PLEGABLE POLIETILENO - SUMINISTROS CAMARA

MESA PLEGABLE POLIETILENO...

COF-23046000
Precio base 69 Precio 66,45  2100-01-01 https://schema.org/InStock
  • -5%

Comprar mesas de jardín y terraza en Suministros Cámara


Porque llevamos más de 50 años dando servicio a nuestros clientes con la mejor garantía de producto y un servicio óptimo. Ahora, además de ofrecer nuestros servicios a agricultores, podrás contar con nosotros para decorar tu jardín, elegir la estufa que mejor se adapte a tu hogar o comprar los mejores utensilios para una barbacoa con tu familia y amigos desde el sofá de tu casa. Eligiéndonos disfrutarás de un servicio rápido, cómodo y al mejor precio. No dudes en contactar con nosotros si tienes alguna pregunta. Seguiremos estando a tu disposición como llevamos haciendo más de cinco décadas.

¿Qué medidas tienen las mesas de jardín?

Las medidas de las mesas de jardín varían dependiendo del modelo y el diseño específico. Sin embargo, se dan ciertos tamaños generales o estándar en la mayoría de tipos de mesa:

  • Mesas redondas: suelen tener un diámetro de entre 60 y 180 centímetros, aunque algunas pueden ser más grandes.
  • Mesas rectangulares: suelen medir entre 120 y 240 centímetros de largo y entre 60 y 120 centímetros de ancho. Algunas mesas rectangulares pueden ser más grandes y pueden acomodar a ocho o más personas.
  • Mesas cuadradas: suelen medir entre 80 y 150 centímetros de lado.

En lo que se refiere a la altura, de nuevo puede ser diferente, pero por norma general se sitúa en una altura común de entre 70 y 75 centímetros. Luego puede haber casos más especiales como mesas bajas de 40 a 50 centímetros de altura empleadas usualmente para sentarse en el suelo, asientos bajos o cojines. Ya casos más extraños son las mesas altas que alcanzan los 90 o incluso 110 centímetros pensadas para estar de pie y propias de barras para bebidas y comidas o para algunos trabajos.

¿Qué material escoger para mi mesa de jardín?

Esta elección puede ser muy sencilla o muy compleja, ya que se va a apoyar por completo en tus necesidades y requisitos. Además en algunos casos se opta por mezclar los materiales para las diferentes partes de los muebles de jardín, a modo de crear el mueble ideal. Por ello nos centraremos en comentar algunos puntos de los materiales más empleados a modo de destacar sus pros y sus contras:

  • Madera: la madera es un material clásico y popular para mesas de jardín. Puede ser tratada para resistir las inclemencias del tiempo, pero requiere un mantenimiento periódico y más en profundidad. Luego para su uso suele ser mejor ya que tiende a ser más duradero y aguantar mejor el peso.
  • Metal: puede ser resistente a la intemperie si se trata adecuadamente, pero puede oxidarse con el tiempo. También hay que pensar bien el uso que se va a dar, porque en función de ello se puede optar por diferentes tipos de metal, unos más robustos que otros. Su limpieza de normal no suele ser difícil.
  • Ratán sintético: el ratán sintético es un material resistente a la intemperie y de fácil mantenimiento que imita la apariencia de los muebles de ratán natural. Son muy socorridos actualmente por su diseño y su resistencia la uso cotidiano es bastante bueno. Además suelen aportar opciones para un fácil almacenamiento.
  • Plástico: el plástico es una opción económica y resistente para mesas de jardín, pero puede no ser tan duradero como otros materiales y puede ser menos estético. Es algo que todos hemos tenido o probado y que hace su función, pero a la larga si no tiene un gran cuidado suele ofrecer una experiencia muy diferente de la original.
  • Resina: es un material sintético duradero y resistente a la intemperie que puede imitar la apariencia de otros materiales como la madera, el ratán o el metal. Los muebles de resina son livianos, fáciles de limpiar y más resistentes a la decoloración. Además, pueden ser más económicos que los muebles de otros materiales y están disponibles en una amplia variedad de diseños y estilos.

¿Qué mesas de jardín son resistentes a la intemperie?

Con la resistencia a la intemperie nos referimos a la capacidad que tienen las mesas de jardín para aguantar a la meteorología, es decir, la lluvia, el sol, el viento, la nieve, las heladas y aspectos más propios de su caso como el barro. En base a esto, es coger el material idóneo varía mucho, pero de manera general los mejores podría decirse que son maderas resistentes como la teca o el cedro, y metales de calidad como el acero inoxidable o el aluminio. Estos igualmente necesitan de ser tratados previamente, sobre todo en la madera, para tener una efectividad plena.

En cuanto a otros materiales como ratán sintético, plástico o resinas. Gozan también de una muy buena resistencia, pero al ser menos cuidados normalmente, acaban sufriendo de algún efecto, principalmente del sol como puede ser la decoloración.

¿Qué mesa de jardín comprar en función del uso que vaya a dar?

Hay una amplia variedad de diseños de mesas de jardín que se adaptan a diferentes funciones y necesidades. A continuación, os mostramos algunos ejemplos:

  • Mesa para comidas: estas mesas suelen ser grandes y robustas, diseñadas para acomodar a varias personas alrededor de ellas para disfrutar de una comida al aire libre. Pueden ser rectangulares, cuadradas o redondas y están disponibles en diferentes materiales como madera, metal, plástico, entre otros.
  • Mesa de fiesta: al organizar una reunión o celebración en el jardín, las mesas suelen ser mesas grandes y rectangulares que pueden acomodar a varias personas y tienen un diseño resistente para soportar la carga de alimentos y bebidas. Aquí va más en función de cada uno, ya que pueden quererse más altas o de diseños diferentes en función del tipo de fiesta.
  • Mesa para niños: las mesas de jardín para niños suelen ser de tamaño más pequeño y están diseñadas para ser seguras y prácticas. Pueden tener colores brillantes y diseños temáticos para atraer a los niños a jugar al aire libre. Se suele optar por el plástico, ya que van a tener un uso menos cuidadoso. Y en cuanto a la altura varía, principalmente si se tienen sillas aptas para niños o no.
  • Mesa de trabajo: para esto se suele optar por una mesa de trabajo resistente y duradera. Estas mesas suelen tener un diseño robusto y están pensadas para soportar herramientas y objetos más pesados de los que se suelen poner en una mesa común de jardín. Sin entrar en bancos de trabajo, para las labores típicas de un jardín se suele recurrir a mesas de madera y de metal.
  • Mesa de descanso: las mesas para cuando estamos descansando, pueden ser de diferentes tamaños y diseños. Pueden ser mesas bajas o altas y están disponibles en diferentes materiales como madera, metal, y ratán. En el caso de ser auxiliar para cuando estamos en una tumbona por ejemplo, se opta por materiales más sencillos como el plástico, aunque hay modelos con funcionalidades pensadas para esto, como con neveras o armarios.

¿Cómo limpiar y mantener una mesa de jardín?

Lograr mantener tu mesa de jardín en el mejor estado posible obviamente depende de una labor antes, durante y después de su uso. En esto también depende el material escogido, siendo más sencillo en plásticos y resinas, y lo contrario en madera y metal. Es así que hay una serie de recomendaciones generales para la limpieza y el mantenimiento:

  • Aplica tratamientos a la mesa para alargar su duración y resistencia en el exterior. Esto se da sobre todo en madera y metal para evitar la oxidación, la afectación del agua y del sol. Suelen usarse barnices, pinturas y protectores, que se han de realizar la primera vez y luego periódicamente.
  • Usa tu mesa con responsabilidad y mantenla limpia tras los usos. Las manchas que permanezcan mucho tiempo luego pueden ser más complicadas e incluso afectar a tus tratamientos aplicados. Después también requiere de limpiar tras días de lluvia y antes de guardarse, fijándose en las secciones más escondidas o difíciles como patas, conexiones, o recovecos de la tabla.
  • Cubre la mesa y el resto de muebles mientras no los estés usando. De ese modo se evita que la suciedad del aire, hojas o bichos puedan manchar tu mesa sin darte cuenta. Es molesto pero ayuda a mantener tu mesa de jardín más fácilmente. Para ellos se pueden usar telas o plásticos protectores para muebles de jardín
  • Si guardas tus muebles, hazlo en un sitio seco y más o menos limpio. Lo primero principalmente para evitar el deterioro prolongado hasta que lo volvemos a usar y no nos encontremos con que tenemos que tirar la mesa y comprar una nueva. También se recomienda guardar desmontado y debidamente apilado por si hubiera algún mal gesto y se rompiese sin quererlo.

¿Cómo almacenar o apilar mi mesa de jardín?

A la hora de almacenar, siempre es preferible haber comprado una mesa que pueda desmontarse o una mesa plegable de jardín. Esto nos ahorrará espacio, facilitará el dónde meterla y a su vez ayudará a un mejor mantenimiento mientras está guardada. Ahora, si se da que no es así, también existen opciones encastrables que permiten también guardar junto a ella el resto de nuestros muebles, como pueden ser las sillas.

Pero ante todo esto, siempre hay que atender a ciertos aspectos que aunque puedan ser obvios a veces pasamos por alto, como puede ser el no apoyar cosas encima de la mesa si el peso puede afectarle, o el cubrir esta con una tela o plástico para evitar que cojan polvo o sufra de raspones. También por supuesto hay que evitar guardarlo en lugares húmedos o que puedan tener unas condiciones malas para su conservación.

Consentimiento de cookies